13/07/15

Lorenzo Ramos: “Los seguros agrarios deben ser como antes de la crisis”

“Los seguros agrarios deben ser como antes de la crisis. Se ha cambiado la forma de trabajar y debemos recuperarlos y potenciarlos. Queremos contar con una herramienta que nos responda y que no falle cuando tengamos que echar mano de ella”. Esta fue una de las peticiones y afirmaciones más contundentes que lanzó el secretario general de UPA, Lorenzo Ramos, el pasado 9 de julio en la entrega de los Premios de la Fundación Estudios Rurales.

Petición que recogió la ministra de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, Isabel García Tejerina, quien puso la pelota en el tejado de los recientemente elegidos gobiernos regionales: “Opino como usted, son las comunidades autónomas quienes deben solucionar la financiación de los seguros agrarios”, añadió.

Y es que, según Ramos, la crisis económica ha debilitado el apoyo a esta herramienta en la que España es un referente mundial, algo que se echa en falta en años como el actual, cuando las riadas han inundado muchas tierras durante el invierno, y los calores de la primavera y el verano están mermando considerablemente las cosechas.

Sin embargo, este no fue la cuestión debatida en la jornada, que se centró en la explicación de la nueva Ley de medidas para mejorar el funcionamiento de la Cadena alimentaria.

García Tejerina señaló, una vez más, que se trata de una normativa “pionera en Europa y exportable. La Unión Europea nos estudia como modelo”.

Por su parte, el director de la Agencia de Información y Control Alimentarios (AICA) José Miguel Herrero, insistió en que cualquier transacción de productos agrarios debe realizarse a través de “un contrato por escrito con precio y plazo de cobro. Nuestro compromiso es claro: es una ley que tiene que cambiar las relaciones comerciales”. Algo que, a tenor de los comentarios realizados, va a costar porque este tipo de prácticas no son habituales.

Menor asistencia

Lorenzo Ramos: “Los seguros agrarios deben ser como antes de la crisis”

Como viene ocurriendo en años anteriores, la entrega de los Premios de la Fundación Estudios Rurales sirve, asimismo, para la presentación del Anuario de UPA 2015. En esta ocasión la publicación está dedicada a la nueva normativa de la cadena alimentaria y, curiosamente, el evento no contó con tanto público como en otros ejercicios —ni siquiera con la llegada de la ministra y todo su séquito—.

Entre los asistentes hubo caras habituales como la del investigador y director del anuario Eduardo Moyano; los catedráticos de la Universidad Politécnica de Valencia José María Álvarez-Coque y Raúl Compés o los representantes del Foro Mundial Rural.

También veteranos políticos del agro vinculados al PSOE, (como el exministro Carlos Romero, el diputado manchego Alejandro Alonso o Manuel Ariza); y algunos recién nombrados altos cargos, (como el consejero extremeño de Medio Ambiente y Rural, Políticas Agrarias y Territorio, Santos Jorna, o el secretario de Agricultura y Desarrollo Rural de la Comunidad Valenciana, Francisco Rodríguez Mulero).

Una amplia representación de la prensa especializada tampoco quiso perderse esta cita que, en cierto modo, marca el fin de los multitudinarios actos agrarios antes de iniciar las vacaciones de verano.

22/06/15
Dieta mediterránea

La dieta mediterránea llena muchas bocas y pocos estómagos

La dieta mediterránea llena muchas bocas pero pocos estómagos. Esto es lo que se puede deducir del informe realizado por la FAO y el Centro Internacional de Altos Estudios Agronómicos Mediterráneos (CIHEAM) en el que se “examina los efectos negativos de los cambios en las pautas alimentarias en el Mediterráneo y se pide un programa de acción en apoyo de dietas más sostenibles”.

¡Y eso que la dieta mediterránea es una de las más reconocidas y alabadas del mundo!

La dieta mediterránea llena muchas bocas pero pocos estómagos

Dicho estudio (presentado en Expo Milano 2015) evidencia lo que ya se podía intuir simplemente observando los usos y costumbres de la sociedad actual: “la globalización, la comercialización de alimentos y los cambios en los estilos de vida están alterando los patrones de consumo en el Mediterráneo, dejando atrás frutas y legumbres y orientándose más hacia la carne y productos lácteos”. —A ello, habría que añadir el incremento en las sociedades avanzadas del norte del Mediterráneo del consumo de platos precocinados o comida rápida y el sedentarismo—.

En contraste, frente a la obesidad y el incremento de enfermedades cardiovasculares en algunos estados del Mediterréno, la FAO señala que en muchos países del sur del Mare Nostrum todavía se sigue luchando contra la subalimentación y el retraso del crecimiento en niños menores de cinco años.

Esta es la cara y la cruz de la afamada dieta mediterránea, a la que dicho estudio añade otro punto más vinculado con la agricultura: el cambio de los cultivos tradicionales en la Cuenca del Mediterráneo por otros de otras zonas del mundo. “Las estimaciones sugieren que hoy tan sólo se sigue produciendo en la región un 10 por ciento de las variedades de cultivos tradicionales, habiendo sido sustituidas muchas de ellas por un número limitado de cultivos no nativos mejorados”, señalan en esta nota de prensa  de la FAO. 

Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad

En 2010, la Unesco reconoció la dieta mediterránea como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad. No sólo por sus beneficios para la salud o por su amplia gastronomía, sino porque alrededor de la dieta mediterránea hay un cultura de comer juntos, compartir alimentos, comunicarse, transmitir tradiciones, agrupar a gentes de diferentes edades y condiciones sociales…

El logro de este reconocimiento de debió al empeño del entonces Ministerio de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino dirigido por Elena Espinosa. Durante su etapa al frente del caserón de Atocha, su cartera apoyó considerablemente a la Fundación Dieta Mediterránea creada, más o menos, en 2005 y con sede en Barcelona.

Actualmente, el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, sigue siendo patrono de dicho organismo, por lo que el pasado mes de mayo participó en la presentación del Observatorio Mundial de la Dieta Mediterránea.

Sin duda, a tenor del reciente informe de la FAO, tanto la Fundación como el Observatorio de la Dieta Mediterránea tienen por delante un considerable reto de recuperar adeptos no sólo de una forma de alimentarse, sino de un sistema de vida que, según los entendidos, es uno de los más saludables del mundo.

15/06/15

Una semana sin desperdicio en la actualidad agroalimentaria

Acaba de terminar una semana sin desperdicio en la actualidad agroalimentaria, con noticias de todo tipo y color.

La primera, cronológicamente, —y que ha inspirado el titular de esta crónica— fue la presentación de la campaña “Semana de Reducción de Desperdicios” bajo el lema “Yo aprovecho y ¿tú?”. El conjunto de actuaciones desarrolladas pertenecen a la estrategia del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente “Más alimento, menos desperdicio”, se han llevado a cabo en ciudades como Madrid, Cuenca, Córdoba, Tarragona, Teruel o Expo Milano 2015, y se han difundido a través de medios de comunicación y redes sociales.

La segunda noticia, —y que más chicha informativa ha aportado—, ha sido la visita a España del comisario europeo de Agricultura y Desarrollo rural, Phil Hogan. Si no me equivoco, creo que es la primera vez que un dirigente del agro europeo viene dos veces nuestro país ¡en menos de cinco meses!, y no en viajes relámpagos, precisamente. [La primera vez que Hogan visitó España como comisario fue a finales del pasado mes de febrero].

En esta ocasión, el comisario se ha prodigado por las tierras de la ministra Isabel García Tejerina, participando en las VI Jornadas Agrarias de El Norte de Castilla y conociendo algunos de los frutos del campo castellano-leonés de la mano de la Bodega Protos.

En un año pluri-electoral como el actual y de cara a la traca final de las generales, García Tejerina ha querido dejar claro, tanto en Valladolid como en Madrid, que no sólo sabe de agricultura, sino que cuenta con fuertes apoyos en Bruselas, donde se cocina el agro europeo y nacional.

Quizás sorprenda que comisarios europeos se brinden a apoyar políticamente a colegas de otros estados miembro; aunque no hay que olvidar que ellos también son políticos. Además, la veda de este tipo de actuaciones ya la abrió el predecesor de Hogan, el rumano Dacian Ciolos, quien, a pocas semanas de las elecciones municipales de 2011, tras visitar Madrid, hizo un extraño tour más políticamente correcto que técnico, a Burgos y a La Rioja.

Una semana sin desperdicio en información agroalimentaria

Por su parte, el irlandés, además de mostrar su apoyo a nuestra ministra en tierras castellanas, tuvo su correspondiente maratón en Madrid, donde el jueves participó en el Foro Nueva Economía (aquí su discurso); en el Madrid Food & Drink Summit de FIAB (texto de su intervención), se reunió con la Comisión de Agricultura del Congreso de los Diputados y también con los representantes de las organizaciones profesionales agrarias y las cooperativas agroalimentarias. [Imagen de la derecha].

En cuanto a contenido, Hogan reiteró su intención de simplificar la PAC; volvió a tratar las ayudas a la promoción de productos alimentarios; defendió las bondades del acuerdo de comercio entre la UE y EEUU (todavía sin cerrar); sorprendió hablando de agricultura de precisión y el uso de las TIC en la producción agraria y anunció el acuerdo con el Banco Europeo de Inversiones para “adaptar un fondo agrícola especializado que ofrezca financiación asequible en un plazo de 15 a 20 años a los agricultores que deseen mejorar y ampliar su producción”.

Tras este frenesí, por si todavía le faltaba algo de color a la actualidad agroalimentaria, el viernes la propia García Tejerina acompañó a Roma a la Reina Letizia, quien fue nombrada Embajadora Especial de la FAO para la Nutrición, y el domingo, la primera fue investida Cofrade de Honor de la Cofradía del Vino de la Ribera del Duero.

De cara a los profesionales del campo, seguro que la noticia de la semana es la de que los Derechos de Pago Único cedidos (vendidos o arrendados) con tierras están exentos del IVA, amén de los pedriscos y la sequía, que siguen mermando las cosechas de primavera-verano.

Visto lo que importa, ¡que la PAC y el cambio climático nos pillen confesados!

Buena semana.

9/06/15
Opinion Lacriba.net

Saber los beneficiarios de la PAC, ¿transparencia o intromisión?

Saber quiénes son los beneficiarios de la PAC y en qué medida, ¿es una cuestión de transparencia o una intromisión en los datos del agricultor? Esa es la duda que llevo mascando desde hace un par de días y que no llego a resolver.

Desde el pasado 1 de junio, cualquier ciudadano puede conocer qué agricultores o empresas agrarias reciben ayudas públicas de la PAC y en qué cantidad. Según explica el Fondo Español de Garantía, FEGA, en esta página, se trata de una norma que se ha puesto en marcha para el período 2015-2020 y que afecta tanto a los beneficiarios de fondos FEAGA (agrarios) como FEADER (de desarrollo rural).

Sin embargo, no es algo nuevo, sino un segundo intento de lo que ya se inició el 30 de abril de 2009

Por aquel entonces, la Unión Europea estaba inmersa en su obsesión por la transparencia y pensó que hacer público quiénes recibían ayudas públicas de la PAC y en qué cantidades ayudaría, no sólo a conocer a los beneficiarios, sino a legitimarlas un poco más de cara a la sociedad civil.

La entonces comisaria de Agricultura y Desarrollo Rural, Mariann Fischer Böel, explicó: “los ciudadanos tienen derecho a conocer el destino de su dinero. La transparencia también mejorará la gestión de estos fondos, gracias a un control público reforzado de su utilización. Sólo de esta forma garantizaremos un debate informado sobre el futuro de la Política Agrícola Común. Queda pendiente la cuestión de Alemania”.

Y es que, al parecer, el país germano tenía problemas jurídicos que impedían publicar dichos datos, cuestión que un empresario agrario alemán llevó al Tribunal de Justicia de la Unión Europea y por la que, en noviembre de 2010, se anuló dicha norma.

Ahora, casi cinco años después, la Comisión de Agricultura vuelve a ponerla en marcha asegurando en un comunicado que “la transparencia tiene que ser equilibrada con el respeto a la vida privada de los beneficiarios y la protección de datos personales”.

A pesar de ello, mi duda sigue siendo ¿dónde está el límite entre el derecho del contribuyente a saber qué se hace con su dinero y el derecho del agricultor a la protección de sus datos? 

En España hace poco que empezamos a poner en práctica esta transparencia, pero con cargos públicos. De esa manera, ahora podemos saber qué cobra y qué tiene un diputado, un senador o un ministro. El Gobierno ha hecho una Ley de transparencia y ha abierto un portal con el mismo nombre [en el que, por cierto, no es tan fácil encontrar lo que uno busca]. Pero lo dicho, principalmente hacia organismos, instituciones o personas públicas. 

Entiendo que la Comisión Europea, tras el toque de atención del Tribunal de Justicia en 2010 y los años que ha tardado en retomar la norma, esta vez no se va a pillar los dedos.

Aún así, me pregunto ¿para qué sirve? Además de para cotillear sobre cuál es la PAC de mi primo, mi vecino o mi jefe, o de constatar que la Reina de Inglaterra y los Alba son los que más ayudas obtienen (obviamente, porque son de los que más tierra poseen), ¿esta norma va a conseguir mejorar el sector agrario? ¿O acaso es una cuestión de salud y educación democrática a la que nos debemos habituar todos ciudadanos?

Querido lector, siento no tener las luces necesarias para salir de mi duda. ¡Ojalá tú veas más allá y me des las que necesito!

5/06/15
Foto-de-Images-Money

Errores en el gasto en desarrollo rural

“Errores en el gasto en desarrollo rural: ¿cuáles son sus causas y cómo se está abordando?”. Así de llamativo es el título de un informe especial del Tribunal de Cuentas de la Unión Europea realizado en 2014 y publicado este mismo año [ver aquí].

Un documento que deberían tener muy en cuenta tanto quienes van a llevar a cabo el Programa Nacional de Desarrollo Rural recién aprobado como los PDR de cada comunidad autónoma.

Los PDR se ubican en el Segundo Pilar de la PAC, y dentro de ellos se encuentran tanto las ayudas destinadas a los proyectos de los grupos Leader, como otras más importantes que determinan la futura estructura del sector primario de un país: apoyos a jóvenes agricultores, medidas agroambientales, mejora de la empresa agraria, industria agroalimentaria, etc.

El análisis del Tribunal de Cuentas de la Unión Europea (que con sus informes también condiciona la política de la PAC) se basa en 461 “muestras” tomadas en los 27 estados miembro durante 2011, 2012 y 2013. El principal dato que ofrece es que el porcentaje medio de error del gasto realizado durante este tiempo fue del 8,2 %, una cifra que considera alta.

Errores en el gasto en desarrollo rural

Resulta llamativo que, tal y como se muestra en esta gráfica, los porcentajes de error se dieron más en estados miembro cuya tasa de ejecución financiera del PDR era baja (como en España), mientras que en los que países en los que era alta, dicho error fue considerablemente inferior.

Por otra parte, algunas de las conclusiones del informe ratifican ciertas cuestiones sobre los PDR conocidas y poco demostradas, mientras que otras resultan, cuanto menos, curiosas.

Entre las primeras, la afirmación que “los organismos públicos constituyen una importante fuente de error por el incumplimiento de las normas de contratación pública“. Y esos errores se deben a “adjudicaciones directas injustificadas sin un procedimiento de licitación, la mala aplicación de los criterios de selección y adjudicación o la falta de igualdad de trato de los licitadores”.

Las explicaciones a estos errores son “la falta de conocimiento en la aplicación de las normas de contratación pública y la preferencia por trabajar con determinados proveedores”, algo que se podría entender en los últimos estados incorporados a la Unión Europea y que cuesta creer en los más veteranos. ¿Tendrían aquí cabida esos comentarios que siempre se han dicho sobre la politización de los PDR?

Pero lo peor de todo es que, según el Tribunal de Cuentas de la Unión Europea, “las autoridades de los estados miembro podrían haber detectado y corregido los errores que afectaban a las medidas de inversión”; tenían la documentación, pero no vieron el error.[?]

Respecto a las ayudas por superficie de los PDR, los errores fueron mucho más frecuentes en las medidas agroambientales que en las ayudas a zonas desfavorecidas. La agroambiental es la medida del desarrollo rural más importante desde el punto de vista financiero, —supone una quinta parte del presupuesto total de desarrollo rural para el período de programación 2007-2013— y su objetivo es cubrir los costes adicionales y la renta no percibida como resultado de prácticas agrícolas respetuosas con el medio ambiente durante un período comprendido de cinco a siete años.

Sin embargo, el cumplimiento de dichos compromisos no conlleva un efecto positivo inmediato para el agricultor, lo que le relaja a la hora de llevarlos a cabo. Si a eso se une el bajo índice de sanciones, junto a al reducido porcentaje de controles, se forma un círculo vicioso que ayuda a comprender los errores en esta medida.

Para frenar y reducir todas estas malas prácticas, el Tribunal de Cuentas propone en el mismo informe una serie de medidas de control que poco gustarán a aquellos que, desde hace años, ya se quejan de la excesiva burocatización que existe en la ejecución de los PDRs. Asimismo, el documento también incluye la respuesta de la Comisión a las observaciones del poder judicial comunitario.

Y para terminar, la guinda del pastel: “no se hallaron errores de subvencionabilidad en la medida de instalación de jóvenes agricultores“, una afirmación que apoya la tesis de quienes reivindican un mayor presupuesto para incorporar juventud al campo.

1/06/15

Días de cambio climático y político

Reflexión. La semana postelectoral que acaba de terminar ha tenido mucha más reflexión —en cuestiones políticas— que la jornada previa al día de las votaciones y que, precisamente, tiene este nombre. Y tras dicha reflexión parece que el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha decidido hacer cambios en su equipo para intentar mejorar los resultados en los próximos comicios generales.

¿Afectarán dichos cambios a la ministra de Agricultura, Isabel García Tejerina? Pienso que no, por varias razones: primero, porque hay otros colegas suyos del Ejecutivo mucho peor valorados, y segundo, porque está más o menos bien vista en el mundo agrario (aunque no tanto en el ambiental).

No obstante, tomen este comentario como lo que es, una opinión personal, puesto que en política, dos y dos, no siempre son cuatro.

Y no sé si reflexiones, pero estoy segura de que sí hubo comentarios postelectorales en la entrega de las  Condecoraciones de la Orden del Mérito Agrario, Pesquero y Alimentario celebrada el pasado lunes. El evento se llevó a cabo por la tarde (como dijimos que quería uno de los premiados) y en él también tuvo su protagonismo el actual comisario del Clima y Energía, Miguel Arias Cañete, —lo que afianza nuestra teoría de que los galardonados fueron elegidos tanto por la actual ministra como por su mentor y predecesor en el cargo—.

Días de cambio climático y político

Y precisamente el clima, o mejor dicho, el cambio climático, fue una de las cuestiones de actualidad de la semana. Primero por la celebración en Barcelona de la duodécima edición de Carbon Expo, un congreso-feria sobre emisiones y mercados de carbono; y segundo por la presentación de la Alianza por el Clima, formada por 400 organizaciones entre las que se encuentran varios colectivos agrarios y rurales.

Posiblemente el cambio climático haya sido el causante de la ola de calor que hace unas semanas sorprendió a todos y ahora pone en evidencia una importante reducción en la cosecha de cereales. Algunos campos de cebada y trigo ya han comenzado su recolección, al igual que hace semanas se inició la de la fruta. Precisamente, la organización agraria UPA aconseja aprovechar la campaña frutícola para fomentar la cultura de los contratos y pide a los productores que no entreguen sus producciones sin un documento que los respalde. 

Como noticias buenas de la semana queremos destacar la aprobación de la Comisión Europea del Programa Nacional de Desarrollo Rural para el período 2014-2020 y las probabilidades de que la venta de maquinaria agrícola crezca en 2015.

Y para terminar esta crónica semanal con algo de salsa, dos paradojas de la vida. Primera: justo cuando la cadena de distribución mayorista Makro está lanzando su proyecto Alma Makro con el objetivo de “apoyar a pequeños productores locales”, la bodega Cuatro Rayas la lleva a juicio por imitar uno de sus vinos más vendidos. 

Y segunda: ¿se hubieran imaginado al ex-secretario de Estado de Agricultura y bodeguero del Priorato catalán, Josep Puxeu, trabajando por el sector de las bebidas refrescantes? Pues aquí lo tienen: de defender a los agricultores a alinearse con multinacionales como la de la chispa de la vida. 

Está visto que nunca se puede decir “de este agua no beberé”.

¡Buena semana!

24/05/15

Orientaciones generales sobre APPs agrarias

Las aplicaciones para teléfonos inteligentes, conocidas como APPs, son una auténtica revolución para nuestro día a día. También en el sector primario, aunque encontrar información fiable sobre qué APPs agrarias son las más utilizadas en el campo es casi una misión imposible.

Una APP es una aplicación informática que se usa en smartphones o tabletas principalmente. Se podría afirmar que las “buenas” son aquellas que más que informar ayudan a resolver de forma muy sencilla una cuestión muy concreta de cualquier índole.

Orientaciones generales sobre APPs agrarias

Tras revisar varios artículos sobre el asunto, asistir a una mesa redonda sobre aplicaciones tecnológicas para el mundo agropecuario en Fimart 2014 (Córdoba), consultar con Tasagrónomos, organizador de una jornada sobre greenapps, y charlar con una experta en estas últimas, la conclusión a la que he llegado es que, a fecha de hoy no existe un ranking que pueda medir qué APPs agrarias son las mejores. Para encontrarlas, quizás el mejor método sea el de prueba-error.

Según explica la técnico en Medio Ambiente y conocedora de APPs medioambientales, Judit Urquijo, “lo más fiable pueden ser las recomendaciones que ofrece Google Play, pero tampoco sirve de mucho porque es incompleto ya que Apple Store no da cifras”. Urquijo apunta que el número de descargas tampoco es seguro, puesto que una aplicación se puede bajar miles de veces y luego no resultar útil; aunque lo que sí puede orientar al usuario es el número de versiones que tiene cada aplicación y la fecha de la última (puesto que las buenas, tienden a ser actualizadas).

En lo que más insiste esta “buscadora” de APPs verdes —que posee un sitio web sobre este tema y está preparando otro más completo— es en la gran diferencia que detecta entre el mundo anglosajón (Estados Unidos, Reino Unido, Australia) y España, ya que el primero es mucho más activo a la hora de desarrollar y utilizar las aplicaciones móviles.

Actualmente existen APPs agrarias de muy variada índole y es algo que en España poseen desde instituciones como el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, hasta organizaciones agrarias o empresas de inputs agrarios.

Asimismo, —y por apuntar algunas a modo de ejemplo— las hay para gestionar el riego, (como Aquadaia o RiegoAPP); llevar la explotación agrícola y el Cuaderno de Campo, (Agroptima y Cropti —ambas con varios premios—) o guiar por GPS para aplicar tratamientos fitosanitarios y abonos (Agroguía), entre otras muchas.

Pero como insiste Judit Urquijo hay mucha más “literatura” de APPs agrarias en los países anglosajones. En este sentido aporta los siguientes enlaces a una web australiana (un tanto desactualizada) sobre “cultivando con apps” o un recopilatorio de 2014 realizado por la Universidad de Wisconsin (EEUU).

Por último, resulta curioso que en el pasado Mobile World Congress de 2015 celebrado en Barcelona fueran premiadas dos APPs agrarias; pero más llamativo aún es el concurso sobre RuralApps organizado por la Generalitat de Cataluña el año pasado y convocado nuevamente para 2015.

Sin duda, el desarrollo y uso de las APPs agrarias en España es un melón que se está abriendo y del que se prevé un largo recorrido en el futuro.

18/05/15

De ferias agroalimentarias y feriantes… políticos

Acabamos de terminar una semana en la que las protagonistas de la actualidad agraria han sido las ferias agroalimentarias. Y, además de los profesionales, ¿quiénes se han paseado por ellas? Pues los que podríamos denominar feriantes políticos, que se encuentran en plena campaña electoral.

Las promesas para el campo han sido tantas y tan variopintas que sólo las voy a enumerar para no aburrir: fomentar el cooperativismo y un nuevo renove agrícola en Aragón; hacer una política agraria propia en Castilla León; crear un Instituto de Crédito Agrario en Extremadura y una dirección general para Agricultura en Madrid; amén de los eternos debates sobre trasvase sí en Levante y trasvase no en el Ebro.

Sobre los asuntos serios de la semana, se puede destacar que en Bruselas los 28 ministros de Agricultura siguen sin llegar a un acuerdo sobre agricultura ecológica, —sector muy importante para el agro español, puesto que es el primer productor de la Unión Europea—. Por su parte, los productores de leche siguen denunciando la compleja situación de precios que atraviesan, COAG nos advierte que la miel china inunda el mercado español y UPA informa sobre la desesperación de muchos al realizar las nuevas solicitudes de la PAC.

De ferias agroalimentarias y feriantes… políticos

Pero volvamos a las ferias. Tras la celebración la semana pasada de la del aceite, Expoliva, ésta ha sido la del vino: Fenavin (Feria Nacional del Vino). El encuentro celebrado en Ciudad Real es uno de los más consolidados en el mundo vitivinícola español, donde los caldos se catan y maridan, pero también se habla de su mercado, historia, cultura, turismo,…

Un día después de Fenavin, la localidad murciana de Torre Pacheco (Murcia) abrió sus puertas con una renovada Fame que desde esta edición ha tomado el apellido de Innowa. Si antes ya costaba desglosar su nombre, ahora se nos ha hecho aún más complicado: Feria Agrícola del Mediterráneo de la Innovación y el ¿”Water”? (visto como agua en inglés, ¡claro!). Con este giro la Institución Ferial de Torre Pacheco ha querido reinventar una feria que la crisis hizo que pasara de anual a bienal.

La ministra de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, Isabel García Tejerina, visitó Fame Innova, —aunque no Fenavin [debió de cubrir el cupo manchego en su inauguración de la II Cumbre Internacional del vino]— y según parece, volverá a pisar el Levante español el próximo 21 de mayo. El motivo será conocer Infoagro Exhibition, una nueva feria hortícola de Almería con la que se intenta recuperar el brillo ferial que anteriormente había en la zona.

Quizá se consiga, porque en tres semanas, además de este nuevo evento, el sector agrario almeriense ha celebrado el IX Encuentro de la industria auxiliar agraria y terminará con el Global GAP Tour 2015auspiciado por la anterior Expo Agro Almería, (que desde hace un mes ha pasado a ser una “feria virtual”).

Y como de ferias agroalimentarias y feriantes políticos va la crónica, no queremos dejar de lado la visita de la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santa María a Expo Milán 2015una Expo que gira en torno a la alimentación, (como la de Sanghai en 2010) y que cuyo lema es “Alimentar el planeta, energía para la vida”.

¡A ver qué pasa el 24M! Seguro que se cumplirá eso de que “cada uno cuenta la feria como le va”.

¡Buena semana!

11/05/15

El agro y el pistoletazo de salida en la carrera electoral

¡Por fin! Ya se ha dado el pistoletazo de salida a la carrera electoral del 24M. Aunque la campaña se iniciara oficialmente el pasado 9 de mayo, los días previos ya se notó el aumento de la temperatura política, particularmente en algunas informaciones agroalimentarias (que es lo que toca analizar).

Así, me han resultado llamativos titulares como “Nagore [consejero de Agricultura de La Rioja] destaca que el sector agrario «resiste bien la crisis gracias al PP»“, Soriano [ídem en el sector manchego]: “El PP ha reforzado la figura de los agricultores y ganaderos de Castilla-La Mancha” o “El PP de Extremadura avanza medidas para potenciar el sector agrario y la alta velocidad”. Percepciones bastante “objetivas”.

Pero no sólo de declaraciones del PP vive el agro, también las hay de la oposición ¡y muy constructivas! El líder socialista extremeño Guillermo González Vara prometió que si gobierna volverá al anterior sistema de seguros agrarios; su colega manchego, Alejandro Alonso, considera que la Consejería de Agricultura es solo una “mala gestora de fondos europeos” y el murciano Rafael Gonzarez Tovar afirmó que “Los grandes engañados del PP han sido los agricultores y las cooperativas agrarias”.

Sobre los partidos revelación apenas he encontrado informaciones que los vinculen con el agro. Solamente pinceladas como “Ciudadanos apuesta por el modelo cooperativo en el sector agrario” o “Errejón cree que Jaén puede aportar “aire fresco” y “que se abran las puertas y ventanas” en Extremadura”.

El agro y el pistoletazo de salida en la carrera electoral

Pero dejemos lo mundano y vayamos a lo importante de la semana: con el inicio de la campaña de frutas, el sector hortofrutícola trasladó su inquietud a la ministra Isabel García Tejerina por las complicaciones que el veto ruso pueda seguir generando. 

Y es que los productores hortofrutícolas europeos continúan bastante preocupados por la situación, como ha manifestado el Parlamento Europeo y se demostró la semana pasada en el Comité Mixto hispano-italo-francés de frutas y hortalizas celebrado en Madrid.

Por otra parte, quizás una de las buenas noticias fue que en abril hubo menos parados en el sector agrario. Aunque la más emotiva para mi fue el reconocimiento póstumo a mi compañera y colega Olatz Ruiz, a quien Expoliva otorgó el Premio Nacional de Comunicación, y que fue recogido por miembros de la Asociación de Periodistas Agroalimentarios de España, APAE.

El agro y el pistoletazo de salida en la carrera electoral

Me cuentan que Expoliva [certamen al que solía acudir Olatz] ha estado como siempre: repleta de gentes del olivar —y algunos apegados como los roqueros Medina Azahara, en la foto— y con una organización donde prima el “sobre la marcha”. Si como dicen, son “la primera feria del mundo en olivar”, ¡esmérense un poquito!

Hasta allí se desplazaron varios políticos para hacer su carrera electoral. También la ministra de Agricultura, quien terminó la semana con otra carrera bien diferente, la del Agua de Madrid, donde corrió junto a otros rostros conocidos como el cocinero David Muñoz.

El agro y el pistoletazo de salida en la carrera electoral

Mi duda es, en la entrega de premios Tejerina ¿repetiría su ya insistente coletilla de “este gobierno ha hecho…”?

¡Buena semana!

7/05/15
Campo de trigo

España: 17 autonomías, 13 consejerías de Agricultura

¿Cuántos departamentos o consejerías de Agricultura hay en España? ¿Tantas como comunidades autónomas? Pues no, ¡craso error!

A puertas de unos nuevos comicios regionales, 13 de las 17 comunidades autónomas cuentan con un departamento específico para el sector agroalimentario. De este modo, en los organigramas de los ejecutivos autonómicos, Agricultura es una cartera que “baila” más que otras Economía y Hacienda, Educación o Sanidad, que socialmente, son más decisivas.

España: 17 autonomías, 13 consejerías de Agricultura

De las cuatro regiones sin área propia de Agricultura, la ausencia se hace más significativa en la Generalitat Valenciana. Pese a que la actual legislatura comenzó con una consellería del ramo, en diciembre de 2012 se suprimió y las competencias pasaron a Presidencia, conformando una gran Consellería de Presidencia y Agricultura, Pesca, Alimentación y Agua, liderada por José Ciscar, (quien por si fuera poco, también es vicepresidente del gobierno valenciano).

Durante los mandatos de Yolanda Barcina en la Comunidad Foral de Navarra, las cuestiones agrarias han quedado difuminadas en un Departamento de Desarrollo Rural a la que se ha sumado Medio Ambiente y Administración Local —que durante el primer año de la actual legislatura, cuando UPN gobernó en coalición con el PSN, también fue de Industria  y Empleo—.

Algo similar ocurre en el País Vasco, donde el sector agrario ocupa una viceconsejería en el área de Desarrollo Económico y Competitividad. Aunque donde queda peor parado es en en la Comunidad de Madrid, donde la agroalimentación lleva dos legislaturas que apenas tiene rango de subdirección (de Recursos Agrarios y de Política Agraria y Desarrollo Rural).

En el resto de comunidades autónomas, la cartera de Agricultura existe, aunque bajo una amplia variedad de nomenclaturas y de tipologías de materias, en función de sus intereses regionales.

La más breve y sencilla es la de Agricultura de Castilla La Mancha. En Castilla y León es Agricultura y Ganadería; Aragón y La Rioja coinciden en Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente; en Cantabria Ganadería, Pesca y Desarrollo Rural; en Galicia Medio Rural y del Mar; en Extremadura a Agricultura, Desarrollo Rural y Medio Ambiente se suma Energía; en Murcia es Agricultura y Agua; en Baleares Agricultura, Medio Ambiente y Territorio y en las Islas Canarias Agricultura, Ganadería, Pesca y Aguas.

El departamento que desde hace varios años atesora un nombre más largo es el de Cataluña, con un Agricultura, Ganadería, Pesca, Alimentación y Medio Natural que no da lugar a dudas. El de Asturias, con Agroganadería y Recursos Autóctonos es el menos correcto, lingüísticamente hablando, ya que el término “agroganadería” no está registrado en el diccionario de la Real Academia Española. Y para terminar, en unos días se sabrá cómo se llamará una de las más importantes por su peso y diversidad, la de Andalucía, que hasta la fecha es de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural.

En cuanto a los dirigentes de todas estas consejerías, La Rioja y Castilla León mantienen a los más senior, con Iñigo Nagore y Silvia Clemente, respectivamente. Aunque hay que apuntar que hasta el pasado 26 de febrero el más veterano era el de Murcia, Antonio Cerdá, quien en su currículum atesora casi cuatro legislaturas ininterrumpidas al frente del Departamento, cargo que, sorprendentemente  dejó 100 días antes de las elecciones.

En un año con tantos procesos electorales autonómicos donde lo que se busca es el voto rural, seguro que la frase “el sector agroalimentario es decisivo para mantener nuestro territorio” se convierte en trendic topic. Ojalá después, cuando llegue la hora de diseñar los gobiernos autonómicos, muchos se acuerden de ella y le den al sector primario el lugar y el valor que se merecen.